La puerta para que entre el virus gripal hallado en China «ya está abierta»

Virólogos piden una vigilancia exhaustiva de la nueva amenaza que ha surgido en Asia y llaman a la calma

0
192

El hallazgo de una nueva cepa de la gripe con potencial para generar una pandemia en China genera sentimientos encontrados a los virólogos. El descubrimiento es una buena señal porque significa que la vigilancia epidemiológica funciona y el nuevo virus no nos pillará de sorpresa como hizo el coronavirus. Pero también inquieta. Isabel Sola, viróloga del Centro Nacional de Biotecnología lo explica: «La puerta para que el virus pueda empezar a transmitirse ya se ha abierto. Hemos visto que tiene capacidad no solo para contagiar de un animal a otro sino que infecta a las personas que han estado en contacto con los cerdos. Si el virus tiene la oportunidad de infectar células humanas, podría adaptarse y adquirir la propiedad fundamental para transmitirse con eficacia de persona a persona y convertirse en un virus pandémico»

Este potencial enemigo, de momento, está contenido aunque la vigilancia será fundamental para evitar una nueva sorpresa. La población es un territorio «virgen» para esta amenaza invisible. La investigación que ha desvelado la revista «PNAS» muestra que no existe inmunidad previa por lo que la nueva cepa vírica no encontraría resistencia a la hora de infectar, advierte Sola.

Antes tendrían que producirse una serie de cambios y adquirir propiedades que, como en muchas parcelas de la biología, dependerá del azar.

Adaptación progresiva

El «salto» y adaptación de un virus propio de una especie como es el cerdo a otra, como la humana, es «progresivo y la probabilidad de que ocurra no suele ser alta. Si se llegara a ese punto, sí que habría que preocuparse. La ventaja que tendríamos es que , al disponer del virus causante, se podría producir la vacuna correspondiente con la suficiente antelación», tranquiliza Gustavo Real, investigador del Instituto Nacional de Investigaciones Agrarias (INIA).

Real alaba ese tipo de trabajos de vigilancia virológica que hacen de forma sistemática los principales países productores de porcino para vigilar la evolución de los virus. «Precisamente, no haber hecho lo mismo con los coronavirus ha tenido las consecuencias que estamos padeciendo», advierte.

Otro motivo para la calma es que la tecnología para desarrollar vacunas gripales «está muy establecida y la capacidad de producción es muy grande», dice Real.

Vicente Larraga, investigador del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, también llama a la calma. «No hay razón para asustarse. La aparición de nuevas cepas de la gripe es una constante en la historia. Antes no llamaba apenas la atención pero ahora estamos más sensibilizados».

Fuente: ABC

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here