Joven de Mérida descuartizó a su víctima y congeló su carne para venderla

0
183

MÉRIDA, YUC.- Un espeluznante crimen fue descubierto al Nororiente de Mérida, en donde un joven dedicado a la venta de drogas, asesinó a otro, y después de desmembrarlo; fileteó su carne y la refrigeró en bolsas, con la intención de venderla para consumo humano.

El macabro hecho se registró en un predio de la calle 37, entre calles 4 y 6, de la colonia “Leandro Valle”, hasta donde llegaron autoridades ministeriales para realizar la investigación correspondiente.

Los agentes ministeriales investigaban la desaparición de Roberto de Jesús Fuentes Amaro de tan solo 22 años de edad, quien fue reportado como desaparecido desde el domingo pasado; después de que dijo a sus familiares que iría a los cajeros de la Macroplaza y ya nunca supieron de él. Los agentes ministeriales investigaban la desaparición de Roberto de Jesús Fuentes Amaro de tan solo 22 años de edad, quien fue reportado como desaparecido desde el domingo pasado; después de que dijo a sus familiares que iría a los cajeros de la Macroplaza y ya nunca supieron de él.

Tras denunciar su desaparición, la Policía Ministerial comenzó con las indagatorias, y la Policía Cibernética rastreó las conversaciones de su teléfono celular, así como los mensajes en su cuenta de Facebook; lo que los llevó a identificar a la persona con la que tuvo el último contacto.

Así dieron con el paradero de un joven, que se dedica a la venta de narcóticos y cuando llegaron hasta su domicilio en la colonia “Leandro Valle” para interrogarlo, dijo a la policía que sí conocía al desaparecido, pero que no lo había visto.

Sin embargo, las autoridades consiguieron una orden de cateo y así pudieron entrar a su domicilio, en donde encontraron marihuana y otros narcóticos que almacenaba para su venta, los cuales también consumía, y algunos indicios de que ahí se había cometido un crimen; por lo que fue detenido como sospechoso.

La vivienda fue revisada y al llegar al refrigerador, los peritos encontraron bolsas con carne fileteada, que el detenido terminó admitiendo eran del cadáver del joven que estaban buscando.

Al confesar el crimen, el detenido narró a las autoridades que el domingo pasado, se encontró con Fuentes Amaro y se dirigieron a su casa, donde ingirieron bebidas embriagantes y consumieron droga.

Luego de una discusión, confesó haberlo asesinado para después desmembrarlo y además, en un acto por demás macabro, fileteó el cuerpo para sacar carne que embolsó, con la intención de venderla después para consumo humano.

El homicida señaló a los agentes dónde se encontraba el resto del cuerpo y fue así como se dirigieron al terreno, y hallaron al joven descuartizado.

El lugar se llenó de unidades policiales y fue acordonado un gran perímetro.

Y rescatistas tuvieron que descender a un pozo, en donde el homicida señaló que había tirado el cuerpo del occiso, logrando sacar las partes descarnadas del cuerpo, huesos y la cabeza; todo en avanzado estado de putrefacción.

Cuando los agentes investigadores entrevistaron a los vecinos, estos confirmaron que el detenido había intentado venderles carne, pero rechazaron comprarla pues sabían que no era una persona de fiar, sin sospechar siquiera, que lo que intentaba venderles era carne humana.

El homicida permanece a disposición de la autoridad ministerial, en espera de que se determine su situación jurídica.

Fuente: marcrixnoticias


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here