Carlos Marín, cantante de ‘Il Divo’, acosado sexualmente y amenazado de muerte por una fan

Al parecer, su acosadora padece esquizofrenia y trastorno bipolar

0
93

Carlos Marín (52 años) le cambió la vida hace dieciocho años, cuando se presentó a un cásting en Londres para un proyecto del productor Simon Cowell. Hasta entonces, su carrera se había desarrollado en el escenario: ópera, zarzuela y musicales. «Nunca creí que venderíamos cuarenta millones de discos -confiesa-; de hecho, cuando me presenté al casting, no pensaba estar en “Il divo”; yo entonces estaba cantando una ópera en Dublín…», aseguró el artista en una entrevista con este periódico en 2016. Desde entonces, su vida es un constante viaje con el cuarteto, aunque echa pie a tierra de vez en cuando para navegar en sus propios proyectos.

Aunque no es de los cantantes más conocidos a nivel internacional, Carlos Marín también tiene su pequeño ejército de fans, e incluso acosadores. Tal y como han informado esta semana, desde el pasado mes de febrero el artista sufre acoso, amenzas de muerte y propuestas sexuales peligrosas. Al parecer, la presunta acosadora sería una mujer de Barcelona de 72 años que el pasado jueves tuvo que comparecer en el juzgado 34 de Plaza de Castilla por coacciones y amenazas después de que el barítono interpusiera la denuncia pertinente.

Según se puede leer en el informe, esta mujer padece esquizofrenia y trastorno bipolar y se hizo pasar por empresaria y llamó a la productora musical para contratar al cantante para un proyecto artístico. Ante las negativas por parte de la empresa, esta mujer comenzó a enviar cartas a la productora con frases de alto contenido sexual como «empezaríamos a lamerle todo el cuerpo, especialmente cuando llegásemos en el centro neurálgico vulgarmente llamado porra, pene, pollón», entre muchas otras. E incluso le insultaba diciendo «niño prodigio, niño ignorante, imbécil, tonto, idiota, es un mierda, un culo, un sapo, un mentiroso, casado con una prostituta», sin embargo lo que empezó como una broma de mal gusto terminar por preocupar al artista y sus representantes cuando las cartas se tornaron en amenazas de muerte. «Aún es joven, rectifique, está a tiempo; si no, perecer».

Fuente: ABC

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here