Demandan a miembros de Guardia Nacional por abuso sexual contra migrantes en NY

0
119

La gobernadora Kathy Hochul envió a efectivos de la Guardia Nacional a los albergues para migrantes para protegerlos. Pero según una demanda civil federal interpuesta el pasado 8 de febrero, algunos de sus miembros presuntamente explotaron sexualmente a al menos una mujer y a menores de edad y agredieron a un hombre en el refugio de Cheektowaga, cerca de la frontera canadiense.       

“Uno involucra abuso a un hombre que estuvo aquí, abuso físico y hay una acusación mayor sobre un miembro de la guardia nacional que coacciona y obliga a una mujer a tener relaciones sexuales y finalmente le exige actos sexuales después de llevarla a una cabaña lejos de Búfalo. //También hay acusaciones en la denuncia de que la Guardia Nacional se lleva a niños y los toca de manera inapropiada”, comentó Nathan McMurray, Abogado de los demandantes.

La demanda interpuesta ante este tribunal federal del distrito sur de Manhattan busca 10 millones de dólares en compensación.

El documento legal también menciona a subcontratistas de la compañía DocGo a cargo de manejar los albergues y el grupo de migrantes demandando podría aumentar, según dijo el abogado. Otros 8 millones de dólares en compensación se han sumando a la querella y la cifra podría crecer. La evidencia más contundente, además de testigos, son los mensajes de texto que intercambió una de las demandantes con un miembro de la Guardia nacional.

“Ellos se comunicaron mediante aplicaciones de traducción”, continúo el abogado.

El Coronel de la Guardia Nacional Richard Goldenberg respondió a la Voz de América que las regulaciones militares prohíben a la Guardia Nacional de Nueva York comentar acciones administrativas y/o investigaciones y emitió el siguiente comunicado de la división de asuntos militares y navales de la Guardia Nacional de Nueva York

“Tomamos muy en serio todas las acusaciones de mala conducta relacionadas con nuestro personal y si las acusaciones se fundamentan luego de una investigación, pueden resultar en acciones administrativas y/o disciplinarias de conformidad con la regulación y la ley militar del estado de Nueva York. Las actividades delictivas se remiten a las autoridades policiales para que se tomen las medidas adecuadas.

El sargento Deven Colón de la Guardia Nacional de Nueva York, mencionado en los documentos legales, negó haber tenido encuentros sexuales con migrantes, según le dijo al NY Times. Ángela González, Voz de América, Nueva York.

Fuente: XEU

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here