Institucionalizó Carlos Joaquín la herencia y el tráfico de notarías en Quintana Roo

Los favorecidos son descendientes o familiares de los notarios que renunciaron y allegados del gobierno de Carlos Joaquín

0
399

En la recta final de su mandato, el gobernador Carlos Joaquín González institucionalizó la herencia y el tráfico de patentes de notarios en Quintana Roo, el poner en marcha UN mecanismo que permite entregar los nombramientos burlando el requisito de presentar un examen de oposición para favorecer a familiares de los notarios y allegados de su administración.

Como ya lo documentó el Diario Cambio 22 en entregas anteriores, para lograr ese cometido el gobierno de Carlos Joaquín utilizó la renuncia de los notarios titulares para entregar las patentes vacantes de manera directa a sus notarios auxiliares, los cuales en su mayoría habían sido nombrados auxiliares entre enero y septiembre del presente año y no tuvieron necesidad de presentar un examen de oposición para ocupar ese cargo.

El pasado 16 de agosto este medio de comunicación dio a conocer los dos primeros casos de herencia de patentes de notarios autorizados por el gobierno saliente, y al día de hoy, cuando faltan 3 días para que finalice la administración de Carlos Joaquín, ya son 10 los notarios auxiliares a los que les ha otorgado en herencia las patentes que dejaron vacantes los notarios titulares a los que apoyaban.

Los herederos de estas 10 notarias autorizadas por racimos son descendientes o familiares de los
notarios que renunciaron, pero también hay allegados del gobierno de Carlos Joaquín que obtuvieron patentes traficándolas con sus anteriores titulares.

Destacan entre los nuevos notarios mediante esta treta legal el exmagistrado administrativo Fernando Gama Rodríguez, cuya designación se dio a conocer este miércoles 21 de septiembre, y Farid Miguel Aranda Lara, hermano de la exdirectora general de Notarías y actual subsecretaria de Asuntos Jurídicos de la Secretaría de Gobierno, Anaid del Carmen Aranda Lara.

Los primeros dos notarios nombrados por este mecanismo que permite burlar el concurso para el otorgamiento de patentes fueron dados a conocer en el Periódico Oficial del Estado el pasado 16 de agosto, de lo cual dio cuenta puntual este espacio noticioso.

Se trata de la notaría 51, que la otrora notaría auxiliar Alicia Caballero Villalpando heredó de su padre, el exconsejero de la Judicatura del Estado Juan Caballero Corral, que renunció a la patente; y de la notaría 98, que Gilberto Barrientos Alvarado pidió que se transfiriera a Wadyn Domingo Ovando Rivera, hijo del exsenador Eduardo Ovando Martínez.

Luego, el 31 de agosto, el Período Oficial del Estado dio a conocer la renuncia de otros tres notarios titulares y la asignación de las respectivas patentes a sus notarios auxiliares.

Una es la notaría 34 de Playa del Carmen, donde el titular Juan Abundio Martínez Martínez renunció para pedir que se nombre en su lugar a Juan Daniel Martínez Zetina, que era su notario auxiliar desde el 2018, uno de los primeros nombrados al amparo de la nueva Ley de Notariado que impulsó el gobierno de Carlos Joaquín.

Otra es la notaría Notaría 43 de Chetumal, donde Dolores de las Mercedes Rivera Aguilar renunció el pasado 30 de junio y pidió que se entregue la patente a su sobrino, Alfredo Josué López Rivera, quien era notario auxiliar también desde el 2018.

La tercera de este grupo es la notaría 5, antes de Chetumal, ahora de Tulum, en cuyo caso el titular Miguel Ángel García García renunció el 10 de agosto para que se entregue la patente a su notario auxiliar, Farid Miguel Aranda Lara, que apenas había sido nombrado el 13 de junio, y que es hermano de la exdirectora general de Notarías y actual subsecretaria de Asuntos Jurídicos de la Secretaría de Gobierno.

Posteriormente, el 6 de septiembre se realizó la autorización de herencia de dos notarías más, una de las cuales es la notaría 76 de Isla Mujeres, donde Roberto Marcos Velázquez López renunció el 1 de junio para que se entregue la patente a Alfonso Sánchez Dávila, que había sido nombrado notario auxiliar en enero de este año.

La otra es la Notaría 77 de Cancún, donde Carlos Fernando Chan García renunció el 1 de junio a favor de su hija, Karla Rossana Chan Valdez, que era su notaria auxiliar apenas desde abril de este año.

Este miércoles, se dieron a conocer las transferencias de otras tres notarías mediante este mecanismo de herencia, para completar un total de 10, cuando faltan 3 días para finalizar la administración de Carlos Joaquín.

Una es la Notaría 103 de Playa del Carmen, donde Angélica María Pacheco Santoyo, renunció para que se quede con la patente Fernando Gama Rodríguez, el exmagistrado del Tribunal de Justicia Administrativa cuestionado por la presunción de falsear los datos sobre el cumplimiento del tiempo de residencia para ocupar ese cargo.

En este caso, Angélica María Pacheco Santoyo había obtenido la notaría en junio del 2021, y Fernando Gama Rodríguez fue nombrado su notario auxiliar apenas el 1 de septiembre pasado; pero 18 días después de esto, el 19 de septiembre, Pacheco Santoyo renunció a la patente para dejársela a Gama Rodríguez.

La novena notaría entregada con este esquema es la 117 de Cancún, de Hugo Mario González Ramírez, quien renunció para dejarla a Fernando Enrique Chuc González, quien apenas había sido nombrado su auxiliar en marzo pasado.

La décima notaría heredada con la autorización del gobierno de Carlos Joaquín es la número 11 de Cancún, que era del diputado constituyente Mario Bernardo Ramírez Canul, mismo que renunció el pasado 15 de agosto para dejar la patente a su hija Susana Verónica Ramírez Sandoval, quienera su notaria auxiliar desde 2017, una de las primeras que designó Carlos Joaquín conforme a lanueva ley.

De esta manera, van 10 patentes de notarios que han sido transferidas por herencia de su anterior titular a un auxiliar, mediante el mecanismo que Carlos Joaquín y la XV Legislatura establecieron en la nueva Ley de Notariado para burlar la obligación de realizar un concurso mediante examen de oposición para entregar esos nombramientos.

Y como ya se dio a conocer en entregas anteriores del Diario Cambio 22, son muchos los nombramientos de notarios auxiliares que Carlos Joaquín ha autorizado en la recta final de su gobierno, de enero a septiembre del presente año, para dejarlos posicionados como herederos potenciales de las patentes de las notarías a las que fueron asignados.

Esto se debe a que la Ley de Notariado que promulgó Carlos Joaquín permite a los notarios en funciones la posibilidad de dejar en herencia la patente a su notario auxiliar, por lo que los favorecidos con estos nombramientos son sus hijos, familiares o allegados, los cuales no tendrán que presentar un examen de oposición para quedarse con la patente.

Pero esta argucia también permite el tráfico de patentes de notarios para favorecer a allegados del propio “gobierno del cambio”, como los casos de las notarías número 5 y número 103 dejan en
evidencia.

El caso de la notaría número 5 es la más ilustrativa de la treta para burlarse de la ley y los
quintanarroenses, y será descrito en una siguiente entrega.

Fuente: diariocambio22

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here