¿Por qué los pandas están gordos si solo comen bambú?

Un cambio en la microbiota intestinal puede afectar al metabolismo del animal

0
161

El panda gigante se alimenta exclusivamente de bambú, pero aun así se mantiene gordito y vistoso. ¿Cómo lo hace? En un estudio publicado en ‘Cell Reports’, los investigadores revelan que los cambios en la microbiota intestinal del oso en la temporada en que los nutritivos brotes de bambú están disponibles ayudan al herbívoro a ganar más peso y almacenar más grasa, lo que puede compensar la falta de nutrientes en temporadas cuando solo hay hojas para masticar.

«Esta es la primera vez que establecemos una relación causal entre la microbiota intestinal de un panda y su fenotipo», dice Guangping Huang, del Instituto de Zoología de la Academia de Ciencias de China. «Sabemos que estos pandas tienen un conjunto diferente de microbiota intestinal durante la temporada de comer brotes, y es muy obvio que son más regordetes durante esta época del año», señala.

Muchos animales experimentan un cambio estacional en las bacterias intestinales como resultado de cambios en la disponibilidad de alimentos. Por ejemplo, ciertas especies de monos tienen una microbiota intestinal diferente en el verano, cuando comen hojas y frutas frescas, en comparación con el invierno, cuando se alimentan de la corteza de los árboles. También se observa un cambio similar en el pueblo hadza, que son cazadores-recolectores modernos que viven en Tanzania, ya que el tipo de alimentos disponibles cambia a lo largo del año.

El equipo, dirigido por Fuwen Wei en el Instituto de Zoología, ha estudiado durante décadas a los pandas gigantes salvajes que viven en las montañas Qinling, en el centro de China. Durante la mayor parte del año, estos animales se alimentan de hojas fibrosas de bambú. Pero a fines de la primavera y principios del verano, disfrutan de los brotes de bambú recién aparecidos, que son ricos en proteínas.

Trasplante fecal

Wei dice que estos pandas salvajes tienen un nivel significativamente más alto de una bacteria llamada Clostridium butyricum en el intestino durante la temporada de comer brotes en comparación con la temporada de comer hojas. Para investigar si el cambio en la microbiota intestinal podría afectar el metabolismo de un panda, el equipo realizó un trasplante fecal de heces de panda recolectadas en la naturaleza a ratones libres de gérmenes. Luego alimentaron a los ratones con una dieta a base de bambú que simulaba lo que comen los pandas durante tres semanas.

Los investigadores encontraron que los ratones trasplantados con heces de panda recolectadas durante la temporada de comer brotes aumentaron significativamente más de peso y tenían más grasa que los ratones trasplantados con heces de la temporada de comer hojas a pesar de consumir la misma cantidad de alimentos. Un análisis posterior reveló que el producto metabólico de C. butyricum, el butirato, podría aumentar la expresión de un gen del ritmo circadiano llamado Per2, que aumenta la síntesis y el almacenamiento de lípidos. Los cambios estacionales de la microbiota intestinal de los pandas sincronizan el ritmo circadiano periférico del huésped para modular el metabolismo de los lípidos.

«No podemos realizar pruebas directamente en los animales salvajes vulnerables y en peligro de extinción. Nuestra investigación creó un modelo de ratón para futuros experimentos de trasplante fecal que puede ayudar a estudiar la microbiota intestinal de los animales salvajes», dice Huang.

A continuación, el equipo planea identificar más microorganismos en el intestino del panda y descubrir su papel en la salud del animal. «La investigación causal del fenotipo del huésped y la microbiota intestinal en animales salvajes apenas comienza. Identificar qué bacterias son beneficiosas para los animales es muy importante, porque algún día podremos tratar algunas enfermedades con probióticos», dice Huang.

Fuente: ABC

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here